Connect with us

Sociedad

Más de la mitad de los argentinos adultos tiene deudas

Publicado

on

El endeudamiento de los argentinos creció 4 puntos porcentuales durante la gestión de Mauricio Macri. Según informó el Banco Central el instrumento financiero más utilizado sigue siendo la trajeta de crédito.

El 51% de los adultos en la Argentina está endeudado, principalmente a través de tarjetas de crédito, y ese porcentaje creció 4 puntos durante la gestión de Mauricio Macri, de acuerdo con el informe que el Banco Central de la República Argentina (BCRA).

Todo a lo largo del gobierno de Cambiemos la financiación mediante tarjetas de crédito continuó siendo el instrumento de toma de deuda más difundido entre la población adulta (32% a marzo de 2019), mientras que en el otro extremo se encontraban los créditos hipotecarios (0,7%), según primer informe de Inclusión Financiera elaborado por la autoridad monetaria.

En cuanto a la asistencia crediticia de las unidades productivas, a agosto de 2018, un 40% de las microempresas (constituidas como personas jurídicas) tenía una línea de crédito con el sistema financiero, mientras que, considerando una ventana de 12 meses, un 52% de ellas tomó algún financiamiento.

Según consignó ámbito.com, en el caso de las empresas pequeñas y medianas, el 74% y 76% de ellas respectivamente, habían tomado algún tipo de financiamiento entre septiembre de 2017 y agosto de 2018.

Por su parte, las transacciones por medios electrónicos de pago realizadas por personas humanas, esto es la suma de las operaciones con tarjetas de débito, tarjetas de crédito, transferencias y tarjetas prepagas, totalizaron 5,3 operaciones por adulto (promedio mensual) durante el primer trimestre de 2019, de acuerdo con la información oficial.

“La comparación internacional muestra que existe espacio para expandir el uso de estos instrumentos”, aseguró el Banco Central.

(Visited 6 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Sociedad

Más de la mitad de los jóvenes de clase media alta quieren irse del país

Publicado

on

Por

Más de la mitad de los jóvenes de clase media alta (55%) han considerado la idea de irse del país durante el último año y aún la siguen analizando, 2 de cada 10 (20%) lo analizaron, pero les pareció inviable y apenas un 25% descartó la idea de emigrar del país.

El dato fue revelado por el Instituto de Ciencias Sociales y Disciplinas Proyectuales (INSOD) de la UADE, que realizó una encuesta a fin de medir la voluntad de los argentinos de abandonar el país, haciendo énfasis en la percepción que tienen sobre la presión impositiva.

Los resultados surgen de una encuesta online que realizó el INSOD entre octubre y noviembre de este año a 1179 personas de 32 años en promedio y de nivel socioeconómico medio-alto y alto, residentes en la Ciudad de Buenos Aires y el GBA.

Las medidas económicas que más refuerzan la idea de emigrar son las vinculadas al aumento de los impuestos a las Ganancias, a la Compra/Venta de divisas, a los Bienes personales y a las propiedades.

Las medidas económicas que más refuerzan la idea de emigrar son las vinculadas al aumento de los impuestos a las Ganancias, a la Compra/Venta de divisas, a los Bienes personales y a las propiedades.

El trabajo reveló además que quienes han considerado y aún están considerando emigrar del país, escogieron como principal destino España (41% ). Le siguen Estados Unidos (12%) e Italia (10%). Otros países con alto número de menciones fueron Australia (8%), Canadá (7%), Uruguay (4%) y Alemania (3%).

A mediados de 2018, en España -que limitó con nuevos requisitos la cantidad de descendientes de españoles con residencia en Argentina que pueden solicitar visa de trabajo- había 76.328 argentinos registrados oficialmente.

Entre los jóvenes que aún están considerando la alternativa de emigrar del país, sus principales razones para esta decisión están vinculadas a las “crisis económicas recurrentes, a la búsqueda de mejores posibilidades de desarrollo profesional y a la inseguridad”.

Las mejores posibilidades de desarrollo profesional (académica o laboral) en el exterior fue la opción destacada por 1 de cada 4 consultados (26%) y las cuestiones de seguridad, advertidas por el 19% de los mismos. En menor medida, las razones manifestadas fueron la alta presión tributaria (11%), motivos políticos (11%), motivos familiares (2%) y mejora en la calidad de vida (2%).

Finalmente, la encuesta indagó sobre el papel de la presión tributaria como motivo para emigrar de la Argentina y el impacto de distintos impuestos sobre esta decisión.

Al respecto, un aumento en la alícuota del Impuesto a las Ganancias fue la opción que más rechazo generó: 1 de cada 4 (23%) consideró que tal medida reafirmaría su decisión de emigrar del país.

A continuación, se destacó la creación de un impuesto a la compraventa de divisas extranjeras (20%). En tercer y cuarto lugar se ubicaron el aumento en la alícuota a Bienes Personales y la imposición de un nuevo impuesto a las propiedades, con el 16% y el 15% de las menciones respectivamente.

Por último, un nuevo impuesto a las inversiones financieras (10%) y un aumento de los impuestos a la Renta Financiera (8%) recibieron el menor número de evocaciones aunque siguen entre opciones consideradas.

Las crisis económicas tienen impacto directo sobre las expectativas de la gente. Durante el último año y medio, y principalmente en los meses de agosto y septiembre, se pudieron ver largas filas de argentinos descendientes de europeos en las embajadas y consulados de los principales destinos del viejo continente en búsqueda de la doble ciudadanía, con el objetivo de empezar de nuevo en otro país.

España fue el principal destino considerado por los encuestados

España fue el principal destino considerado por los encuestados

Según datos oficiales, de 2017 a 2018 la cantidad de pasaportes emitidos sólo en Buenos Aires pasó de 26.285 a 29.920 y en la primera mitad de este año ya hubo 19.104.

Entre quienes habían desestimado la idea de emigrar del país o nunca la habían considerado, los motivos familiares recibieron el mayor número de menciones como razón para quedarse en el país. En segundo y tercer lugar se ubicaron la estabilidad laboral y económica y el desarrollo de contactos y amigos.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Sociedad

El alfajor Guaymallén, un membrillo en la oscuridad

Publicado

on

Por

La marca refuerza ese culto rockero y deportivo –del Chino Maidana al fútbol de ascenso– con un presente memero y en redes.

“Hoy, el que no está en las redes sociales, no esssiste”, dice Hugo Basilotta mirando a cámara. El hombre de 67 años lleva acumulados más de 30 mil seguidores en Twitter y se convirtió en un auténtico influencer, aunque en beneficio de una sola marca: Guaymallén. El vicepresidente de la empresa de alfajores logró instalarla como constante tendencia de redes sociales gracias a las publicaciones y videos que se la pasa subiendo para empujar la venta de un producto que vale mucho menos que sus competidores y, por ende, tiene menos rentabilidad por unidad.

Después de ganarse el corazón, el estómago y los bolsillos de las clases populares, el alfajor suma ahora una nueva victoria cultural penetrando en la socialmedia gracias a la inventiva de un sexagenario que comparte tweets con una sintaxis que sulfuraría a cualquier editor de estilo. Entre mayúsculas y signos de puntuación desparramados sin un orden claro, Basilotta incluso se da el gusto de filmarse con un éxito que le daría envidia a cualquier community manager, aunque a veces al costo de tener que salir a corregirse. Así le pasó en esta semana, cuando compartió un video en el que chupaba el membrillo del triple de fruta –el flamante producto de la marca– de una cuchara y luego la enterraba en el pote, generando cierto escozor entre quienes le preguntaban si ese mismo dulce luego sería utilizado para rellenar los alfajores comercializados.

La historia de Guaymallén

Guaymallén fue fundado en 1945, aunque no en la localidad mendocina del mismo nombre sino por un porteño hijo de inmigrantes españoles que solía veranear allí: Ulpiano Fernández. El tipo, que además tocaba la guitarra en radios de tango, estaba cansado de trabajar como proveedor de comercios de ramos generales y un día se le reveló la idea caminando por Constitución, donde se encontró con un puestito callejero que vendía algo parecido a una galletita con relleno. Y quedó enloquecido. Se lo comentó a un cuñado confitero y, de la creatividad de ambos, surgió la primera fábrica de venta masiva de alfajores.

Comenzaron en una panadería alquilada en el Bajo Flores, donde utilizaban máquinas compradas en el extranjero pero adaptadas especialmente para hacer de manera industrial un producto hasta entonces inexistente. Luego sumaron una pequeña camioneta para el reparto y hasta algunos puestos en canchas de fútbol. Recién en 1972 se mudaron a la planta actual de Mataderos, a dos cuadras del límite con Liniers. Ahí es cuando ingresó Hugo Basilotta, yerno de Ulpiano y esposo de Cristina Fernández, quien es actualmente la presidenta de una empresa cien por ciento familiar.

El debut de los Guaymallén como trending topic en Twitter fue en mayo de 2014, cuando después de pelear contra Floyd Mayweather, el boxeador santafesino Marcos Maidana le pidió al histórico presentador Jim Gray “one moment” en pleno ring de Las Vegas para abrir un alfajor con los dientes y comerlo ante los millones de televidentes que miraban la entrevista post-combate en todo el planeta. El PNT fue un agradecimiento del Chino al apoyo de una marca que antes se había metido en el deporte contratando publicidad estática en el estadio de Ferro e incluso sponsoreando la camiseta de All Boys.

Con el tiempo y el manejo de las redes sociales, Basilotta también encontró otras alternativas de difusión. Como cuando se encontró personalmente para regalarle alfajores a Elías, aquel hincha de Lanús que en 2011 popularizó la frase “con quince pesos me hago alto guiso” y hoy, ocho años más tarde, aseguró que con ese valor lo único que puede comprarse es, justamente, un Guaymallén. Algo similar hizo con Daniel, ese changarín que en una dolorosa entrevista concedida a C5N aseguraba que caminaba decenas de cuadras hasta el tren que lo acercaba a su trabajo para ahorrarse unos pesos y destinarlos a comprarle a sus hijos lo único que el presupuesto le permitía: una caja de alfajores. En silencio, también la marca hace donaciones a merenderos y comedores escolares.

Ya lo cantaban Los Caballeros de la Quema en Patri, la canción de esa mujer a la que la noche se le hacía demasiado larga tan solo “con un Guaymallén de cena”. Más cerca en el tiempo, la cuenta de Twitter @alfajorperdido hizo un hilo con los alfajores predilectos de distintos candidatos de las últimas elecciones y añadió el dato de que Myriam Bregman “mientras estudiaba Derecho en la UBA, vivía a base de alfajores Guaymallén”.

Siempre estuvimos en el mercado popular”, asegura Basillota. Y es cierto: la enorme diferencia de precios entre sus alfajores y todos los demás que se ubican en las bateas de kioscos lo ubican entre las preferencias de los bolsillos más achacados. Él asegura que “no hay tanta diferencia de calidad como de precio” y que incluso utilizan el mismo dulce de leche de la competencia.

¿Dónde está entonces el truco para que estos sean tan baratos? El vicepresidente de la marca indica dos pistas: buscar rentabilidad no en la brecha entre costo-remuneración, sino en el volumen de venta (asegura que se producen dos millones de alfajores por día, de los cuales el 97 por ciento va a mayoristas y el resto a supermercados) y –acaso la clave del éxito– saber pelearle el precio a los proveedores de los productos. Algo clave para una empresa que usa diariamente 25 toneladas de dulce de leche, 20 de harina y 11 de azúcar. “Es más difícil saber comprar que saber vender”, indica Basilotta, repitiendo acaso la fase insignia de todo comerciante que se jacta de su habilidad de negociación.

Una pareja, cuatro hijos y un nieto manejan esta empresa con casi 75 años de antigüedad, 200 empleados y una planta a la que le están por sumar una segunda cerca de Ezeiza. “Compramos ese predio hace cinco años y la queremos abrir el año que viene. La hicimos lentamente porque siempre preferimos invertir los pesos que ganamos antes de salir a pedir un crédito”, dice.

En internet circulan decenas de videos con personas catándolos como si fueran sommeliers. Este fenómeno YouTube no solo cunde en nuestro país sino también en el extranjero. El canal Pilo, por ejemplo, subió uno titulado Paraguayos opinan de alfajores argentinos , que ya superó las 170 mil vistas en una quincena. A cada uno se le da a probar media docena de opciones. La última es justamente el blanco glaseado de Guaymallén. Una chica dice entre risas que “el nombre se parece a un poder de Gokú”. Las calificaciones son amplias y personales: un chico dice que es el peor de los seis que comió, mientras que de costado aparece otro que lo había puntuado con un 10 tirándole uno por la cabeza, en señal de protesta. Tal vez el detalle en ambos caso sea que les faltó algo para completar el examen: entender que, más que una mera golosina o un producto alimenticio, el Guaymallén es un hecho cultural del folclore argento.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Educación

El impacto de las tarifas del transporte entre los estudiantes: “El costo oculto de ir a estudiar”

Publicado

on

Por

El aumento de casi el 500 por ciento en las tarifas del transporte bajo el gobierno de Macri afectó especialmente a los alumnos universitarios. Un estudio de la Facultad de Filosofía y Letras (UBA) indica que el 79 por ciento de los estudiantes usa el transporte público para ir a la universidad y que uno de cada tres considera que el costo de viajar es un problema.

Durante el gobierno de Cambiemos, las tarifas para todos los modos del sistema de transporte público de Buenos Aires aumentaron más de 470 por ciento hasta ahora, en un marco inflacionario que tuvo y tiene alto impacto entre los estudiantes universitarios. Según un informe del Observatorio Universitario de Buenos Aires (OUBA), de la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA, el 10 por ciento del alumnado se moviliza caminando, el 6 por ciento viaja en auto privado, el 5 por ciento en bicicleta y el 79 por ciento viaja a estudiar en transporte público. El 62 por ciento de estos últimos usa un solo medio y alrededor del 17 por ciento realiza alguna combinación entre distintas modalidades de transporte público.

Los datos se basan en una encuesta de movilidad de estudiantes desde y hacia la Facultad de Filosofía y Letras que realizó la Cátedra de Geografía de la Circulación de la carrera de Geografía, para identificar patrones de movilidad, estrategias de viaje desde y hacia la facultad y los tiempos y costos que implica poder cursar.

“Para los estudiantes la movilidad significa un gasto fijo que está asociado a una condición de acceso a la universidad”, señaló Paloma Garay Santaló, geógrafa y docente, en diálogo con PáginaI12.

La encuesta consistió en un relevamiento a cargo de los estudiantes de la materia Geografía de la Circulación, con una cobertura sobre 812 casos, que representa el 6 por ciento del universo estimado en 12.897 alumnos de todas las carreras de la facultad, incluyendo el CBC. La encuesta relevó que aproximadamente una de cada tres personas mencionaron el costo del transporte como una de las problemáticas más apremiantes asociadas al traslado a la facultad, mientras se aplicaban los primeros aumentos en las tarifas de transporte.

La información de la encuesta, realizada en 2016, se aplicó a los datos de los valores de las tarifas actuales, considerando los descuentos por transbordos implementados desde inicios de 2018, a fin de lograr dimensionar cuánto representa actualmente el costo de viajar para poder estudiar en la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA. Según las tarifas de marzo de 2019, los estudiantes gastan más de 570 pesos cada mes solo por asistir a la universidad. “Además, a partir de estos cálculos estimamos que el gasto mensual de traslado para algunos estudiantes está en torno a los 1500 pesos”, dijo Nicolás Pascuale, estudiante de Antropología y uno de los responsables de actualizar los datos de la encuesta.

“Por más que la universidad sea pública, el costo fijo del transporte se convierte en una limitación al acceso a la educación para aquellos jóvenes que no pueden pagarlo. Entonces muchos empiezan a cursar menos materias o directamente dejan de cursar”, señaló Garay Santaló. En el caso de la UBA, los más afectados son los alumnos que viven en el conurbano bonaerense.

La implementación de un boleto educativo de alcance nacional que beneficie a los alumnos de todos los niveles de la educación pública de gestión estatal todavía sigue siendo un reclamo histórico del movimiento estudiantil. El boleto estudiantil está vigente en algunos distritos del país, con diversa cobertura y no siempre incluye al nivel universitario.

En la Ciudad de Buenos Aires existe un boleto estudiantil para los niveles inicial, primario, secundario, especial y de formación profesional de gestión pública y privada con subsidio al 100 por ciento, con una cobertura de hasta 50 viajes mensuales, con un máximo de cuatro por día. En la provincia de Buenos Aires rige un Boleto Educativo Gratuito para todos los niveles de instituciones educativas públicas de gestión pública y privada asentadas en esa provincia, por lo que quedan excluidos los estudiantes de la UBA.

Actualmente, para quienes estudian en la educación superior a escala nacional únicamente existe el recurso de la Becas Progresar, que apunta a solventar todos los gastos vinculados a la formación, transporte incluido. Sin embargo, cabe destacar que desde 2015, el Programa de Respaldo para Estudiantes Argentinos sufrió fuertes recortes presupuestarios y caída de beneficiarios, lo que repercute en forma directa en las posibilidades de pagar fotocopias y apuntes entre los estudiantes de los sectores de menores recursos.

“Es necesario que la universidad pueda aportar al debate público del boleto educativo universitario –señaló Garay Santaló– para que se impulsen políticas que incentiven el acceso a la universidad.”

(Visited 1 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Las más leidas