12.1 C
Villa Elisa

Ultimas Noticias

La Iglesia sancionó al cura que llamó “terrorista y gay” al designado arzobispo de Buenos Aires

Mediante un mensaje de whatsapp, el sacerdote Rodrigo Vazquez había descalificado a Jorge García Cuerva, nombrado por el Papa como nuevo arzobispo porteño. Deberá hacer un largo retiro espiritual.

La Iglesia sancionó este jueves al sacerdote Rodrigo Enrique Vázquez, quien había lanzado graves imputaciones contra monseñor Jorge García Cuerva apenas se conoció su designación como arzobispo de Buenos Aires en reemplazo de Mario Poli.

Las acusaciones de Vázquez contra García Cuerva fueron efectuadas a través de un audio de Whatsapp que se hizo viral. La Iglesia, a través del obispado bonaerense de San Nicolás, en cuya jurisdicción se desempeña el sacerdote, lo obligó ahora a retractarse por la misma vía y, además, le advirtió que si reincide en ese comportamiento puede llegar a ser suspendido en el ejercicio de su ministerio religioso.

En el audio que se viralizó Vázquez acusó a García Cuerva de “apoyar el terrorismo” y le adjudicó ser “antimilitar y apoyar a las Abuelas de Plaza de Mayo, de ser peronista kirchnerista, recontar francisquista (por el Papa Francisco) y respaldar a los grupos de LGBT y todas esas porquerías”, además de ser supuestamente gay “como Víctor Fernández“, el arzobispo de La Plata.

Jorge García Cuerva fue designado como nuevo arzobispo de Buenos Aires.Jorge García Cuerva fue designado como nuevo arzobispo de Buenos Aires.

Los detalles de la sanción

El obispado bonaerense de San Nicolás informó en un comunicado que se le inició a Vázquez un proceso canónico tras conocerse sus afirmaciones, y que “el mismo día en que se conocieron se le pidió que se retracte, manifestando que éstas eran mendaces y que se arrepiente y pide perdón”, cosa que hizo también a través WhatsApp..

En cuanto a la sanción aplicada, el obispado precisó que “después de consultar a obispos, canonistas y a la nunciatura apostólica, se decidió que la pena que corresponde imponer es la ‘reprensión’ y una ‘penitencia canónica’ consistente en realizar un retiro espiritual de quince días en el monasterio benedictino de Luján, del 8 al 22 de julio próximo”.

Detalla que en ese retiro deberá “meditar y reflexionar acerca de su errónea conducta perpetrada como sacerdote conforme los contenidos morales, espirituales, teológicos y bíblicos que le serán indicados por el obispo diocesano, con la advertencia de que en el caso de reincidencia la pena canónica será mayor, pudiendo llegar a la suspensión de su ministerio”.

Asimismo, el comunicado destaca que el sacerdote “firmó y aceptó las transcripciones puestas por escrito de los WhatsApp de difamación y retractación por considerarlas fieles, junto al acta de notificación del Decreto Episcopal , y se comprometió cumplir la penitencia en el lugar y días determinados”.

La disculpa por Whatsapp

En el WhatsApp de disculpas a los monseñores García Cuerva y Víctor Fernández, Vázquez afirma que “solamente fue un comentario sin sentido, solicito a todos el perdón. Me arrepiento de todo el contenido del audio que se hizo circular”.

“No tengo nada en contra de las personas de orientación gay, para nada, no es una actitud de Cristo. Quiero decirlo claramente, pedir disculpas si alguno se sintió herido y a todos los que haya podido escandalizar”, indicó.

Vazquez había sido echado del seminario de San Isidro, ordenado sacerdote en el obispado castrense, de donde también fue exonerado hasta que, finalmente, recaló en la diócesis de San Nicolás.

Mons. Jorge Ignacio García Cuerva, nuevo arzobispo de Buenos Aires .Mons. Jorge Ignacio García Cuerva, nuevo arzobispo de Buenos Aires .

El último martes el propio García Cuerva salió al cruce de las críticas que recibió tras la decisión de su nombramiento por parte del Papa Francisco y rechazó cualquier identificación política con el kirchnerismo. “En esta obsesión que tenemos con la grieta me han querido empujar para ese lado”, lanzó en referencia a esos cuestionamientos.

Además, también se refirió a las imputaciones del sacerdote Vázquez en su contra. Por un lado, negó abrazar la violencia revolucionaria -como le atribuyó el cura- al señalar que “mi papá es militar de la Fuerza Aérea, tengo un tío fallecido en Malvinas y me parece que es una cosa por lo menos apresurada expresarse de esa manera”.

Y en cuando a su supuesto acercamiento al colectivo LGTB, el obispo explicó que trabajó con “un grupo de personas trans en el año ’98 tratando de ayudarlas a salir de la prostitución y poder insertarse en el mercado laboral con peluquerías y blanquería”, y aseguró que se siente “feliz de esa experiencia”. “Fue acompañar a personas que si hoy sufren, imagínense 20 años atrás lo que era la marginación y la discriminación .Algunas de ellas siguen siendo grandes amigas”, destacó.

Latest Posts