39.7 C
Villa Elisa

Ultimas Noticias

Havanna hizo una broma por el Día de los Inocentes en las redes… y le salió muy mal

La empresa prometió regalar canastas de alfajores y chocolates. Pero luego explicó que era chiste. Ahora deberá resarcir a los que se anotaron y fue imputada por Defensa del Consumidor..

Fin de año es época de festejos, brindis, regalos. Y bromas, aunque algunas salen mal. Le pasó a una de las empresas más reconocidas de alfajores y chocolates, Havanna, que se quiso sumar a las bromas por el Día de los Inocentes. Pero ahora tuvo que salir a pedir perdón y enmendar su (falsa) promesa de regalar cajas navideñas, en una jornada que se cerró con una imputación por “publicidad engañosa”.

Además del choque de copas, diciembre es la época en que un sector de los trabajadores pasean por las calles con las canastas de productos para las Fiestas. Algunas de esas cajas -por cantidad y calidad- son la envidia del resto.

Muchos de ellos se vieron tentados por la promesa con la que sorprendió Havanna este martes a la mañana.

“¡Para los que lo pidieron! Si en tu trabajo no recibiste caja navideña, dejanos tu CUIL y te mandamos una Caja Havanna“, aseguraron en la cuenta de Twitter de la tradicional firma argentina, a las 9.45.

Lo acompañó con una de las ofertas más preciadas en esta época: una canasta con havannets, alfajores, pan dulce, confituras bañadas en chocolate y champagne. No es una caja cualquiera: trepa a los $ 4.800 en la tienda online y ya está agotada.

El corazón de los fanáticos del chocolate se rompió en mil pedazos -como un huevo de Pascuas- cuando, pasado el mediodía, Havanna salió a aclarar que todo era una clásica chanza por el 28 de diciembre. La alegría navideña volvió como un búmeran, aunque transformada en una bola de furia en las redes.

La reacción y el pedido de disculpas

“¡Feliz día de los inocentes! Ahora en serio. Entre los copados que participaron, ¡vamos a sortear 5 Cajas!”, escribieron, festivos. El azar y el bolillero no enmendaron el desencanto de miles de personas que dejaron su CUIL y que, imaginaban, se sumarían a los escasos distinguidos que saben cuánto pesa una caja Havanna.

“Mandás las cajas, te retractás o te caen 80 personas con el cumplimiento de la ley de defensa al consumidor (24.240) encima, derecho avalado en la CN”, escribió una usuaria.

“No, no. Nunca hablaste de ‘sorteo’. El CM más lúcido”, se sumó otro. “Conforme lo establece el tuit publicado, quedo a la espera de la caja, sin sorteo alguno. Gracias, genios de la publicidad”.

Incluso salieron desde el perfil “Derecho en Zapatillas”, que se encarga de aclarar los vacíos y las confusiones legales. “Promociones son vinculantes. A quien les deje cuil deben enviarle oferta publicada (ley 24.240)”, sentenciaron desde esa cuenta.

Las quejas se acumulaban y no había una respuesta de la empresa. Hasta que, a las 15.21, la firma tuvo que salir a pedir disculpas y a anunciar que cumplirá con la promesa.

La caja que prometió regalar Havanna, en su tienda online.La caja que prometió regalar Havanna, en su tienda online.

“Siempre en la vida de las personas y en la de las empresas los errores deben aceptarse para aprender de ellos“, comenzó el parco comunicado, nueve líneas de texto sobre fondo blanco, apenas acompañadas con el logo de la compañía.

“En primer lugar queremos pedirles perdón -sin atenuantes- a todos nuestros seguidores y consumidores por un sorteo que estuvo mal planteado. No hay otra excusa ni otra explicación”, continuó el nuevo posteo en redes sociales.

“Por ese motivo, queremos informar que a todos aquellos que nos hayan enviado su CUIL tal como decía el tweet, tanto de manera pública como privada, antes de nuestro aviso de que se trataba de un posteo sobre el Día de los Inocentes, es decir entre las 9:54 y las 12:21 del día de la fecha, les enviaremos una caja con productos Havanna tal como decía el post original“, confirmaron desde la empresa.

“Una vez finalizado el recuento que estamos realizando, haremos un hilo con todos los seguidores que recibirán la caja, con quienes tomaremos contacto para enviarles los productos”, siguió el comunicado.

Y concluyó: “Una vez más queremos expresarles a todos nuestras sinceras disculpas”.

La imputación

Sin embargo, el gesto final no fue suficiente para calmar las aguas por el traspié: por la tarde, Defensa del Consumidor imputó a la empresa por “publicidad engañosa”.

Desde el organismo nacional detallaron que las publicaciones de Havanna infringieron el artículo 4° de la Ley 24.240. “La publicidad en su conjunto contiene información falsa sobre el ofrecimiento de productos y no cumple el deber de brindar información cierta, clara y detallada”, apuntaron.

Asimismo, la firma habría incumplido el artículo 7° de esa normativa, ya que “en ningún momento se establecen las bases de la promoción ofrecida por Havanna y no presenta fecha de inicio ni de finalización de la misma, como obliga la ley”.

Defensa de los Consumidores imputó a Havanna.Defensa de los Consumidores imputó a Havanna.

Por último, Defensa del Consumidor aseguró que también se infringió la Ley 24.788 de Lucha contra el Alcoholismo, ya que la primera publicación muestra una botella de champagne y no muestra la leyenda obligatoria “Beber con moderación. Prohibida su venta a menores de 18 años”.

Ahora, Havanna tiene cinco días hábiles para hacer su descargo ante el organismo, que evaluará sanciones. Mientras tanto, según su última promesa, seguirá confeccionando el listado de usuarios que aportaron su número de CUIL y que se irán con una caja bajo el brazo.

Latest Posts